Si padeces de insomnio, deberías darle una oportunidad al CBD

El CBD o cannabidiol es un cannabinoide que proviene de la planta de Cannabis Sativa, sin embargo, no contiene THC, es decir, que tiene una capacidad psicotrópica nula.

De acuerdo con la OMS, el CBD no es una sustancia adictiva y por el contrario, le atribuye propiedades terapéuticas, a las cuales no se les han encontrado efectos secundarios después de su uso, pero a pesar de ello, aún se continúa estudiando.

Aclarado esto, es momento de continuar con la propiedad relajante que podría ayudarnos si padecemos insomnio.

El CBD puede tratar varios problemas del sueño

Mucho se ha hablado del CBD para el insomnio, y es que diversos estudios clínicos realizados hasta la fecha así lo demuestran. Cada vez hay más evidencia que sugiere que el aceite de CBD es capaz de mejorar los parámetros de sueño en casi un 70%, mientras ha sido capaz de reducir la ansiedad en un 80%, manteniendo los efectos a largo plazo.

Es precisamente por esta razón por la que cada vez más personas emplean el aceite de cannabidiol para tratar el insomnio ocasionada por alteraciones del ritmo cardíaco, ansiedad, pesadillas recurrentes o debido a la somnolencia diurna.

¿Cómo el CBD puede ayudarme a conciliar el sueño?

Diversos estudios, como el publicado en la revista Neurotherapeutics, respaldan los beneficios del CBD para reducir la ansiedad, el estrés y el medio. Teniendo esto en cuenta, una vez han desaparecido estos factores, se logra entender su potencial para ayudar a dormir mejor. Es decir, y en pocas palabras: reduce el insomnio al reducir la ansiedad.

¿Qué CBD es el mejor para dormir?

Existen numerosos tipos de CBD, pero antes de decantarse por uno u otro, es necesario tener en cuenta algunos factores que resultan simplemente fundamentales:

  1. Calidad: es necesario que la calidad del producto sea la máxima posible, y para ello debemos escoger proveedores transparentes y de confianza, como por ejemplo Huanna, una de las pocas marcas referentes cuando se trata de CBD Bogotá.
  2. Formato:existen diversas presentaciones del aceite de CBD, desde gotas, cápsulas, de uso tópico e incluso como líquido para vapear. Sin embargo, el que se consume por vía sublingual parece ser el más indicado para el sueño, ya que va directamente al torrente sanguíneo. Mientras que las cápsulas al ser mucho más lentas, no son recomendadas para favorecer el sueño.
  3. Porcentaje de CBD: en este punto la cosa se vuelve un poco más relativa, ya que se debe conseguir la dosis adecuada para cada individuo. No necesariamente el mayor porcentaje de CBD es el más indicado para ti.
  4. Ingredientes:algunos aceites suelen incluir otros ingredientes que aportan valor, como por ejemplo la lavanda, que suele ser un relajante y calmante eficaz que ayudará a favorecer la conciliación del sueño.

Para finalizar, ten presente que además de este tratamiento para mejorar tu sueño, es recomendable añadir una serie de pautas como un horario fijo para ir a dormir, ejercicios y rutinas para la relajación, reducir la cafeína –podría contrarrestar los efectos del CBD– y claro, mantener una alimentación balanceada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia de usuario. Si continuas navegando das tu consentimiento y aceptas nuestra política de cookies. Para más información visita este enlace

ACEPTAR
Aviso de cookies